AUTOR.

Yadira Garcia Herrera


OPINIÓN | Alcalde de Tepeyanco, cantinflas y la chimoltrufia

Destacada,En la cuerda floja,En Portada,Opinión / OPINIÓN | Alcalde de Tepeyanco, cantinflas y la chimoltrufia

YADIRA GARCÍA |

En la cuerda floja

El uso desmedido e irracional del lenguaje demuestra que los jóvenes y otros no tan jóvenes presidentes municipales, carecen del más mínimo sentido de la educación escolar, así la hayan recibido en los más caros centros educativos o en nuestra alma mater la Universidad Autónoma de Tlaxcala y también confirma que no tienen la más mínima idea de la responsabilidad que pesa sobre ellos al estar encargados de la administración política, económica y financiera de un municipio.

El martes 7 de noviembre, el edil de Tepeyanco, Bladimir Zainos Flores, aportó un recipiente de perlas a la que, en su momento Nikito Nipongo le hubiera rendido un merecido homenaje.

Ante un medio escrito, Zainos Flores expresó al mero estilo del cómico mexicano, Mario Moreno Reyes, quien aportara a la cultura universal el verbo “cantinflear” que es un modo de hablar para intentar confundir y al de la “chimoltrufia”, que sin haberse oficializado, se repite constantemente este término que dice: “así como digo una cosa, digo la otra”.

Palabras más, palabras menos, esto fue lo que contestó Bladimir Zainos a pregunta del reportero., su administración pedirá un crédito o empréstito para ejecución de obra básica con Banobras, muy serio descartó rotundamente la posibilidad de solicitar un préstamo porque realizaría una afectación a la infraestructura social. Más adelante dijo que lo analizaría para el 2018, continuó, el tiempo que esté al frente del gobierno municipal estaré abierto a cualquier posibilidad de la obtención de un préstamo para las necesidades de la población. Cerró su declaración afirmando que más adelante adquirirá deuda pública, porque hay muchas necesidades en su municipio donde se puede aplicar esos recursos en el tema de alumbrado público o de urbanización.

Han transcurrido siete días de lo expresado por el edil Zainos Flores, todavía no aparece alguien que pueda explicar que trató de decir o bien qué es lo que quiere el alcalde de marras. Es más ni la chilindrina ha querido entrar al asunto.

Lo desafortunado es saber en manos de quien están miles de ciudadanos de Tepeyanco.

Ya lo comentamos en columnas anteriores, que todo parece indicar que el principio de Peter empieza a perseguir al jefe del gobierno de Tepeyanco, porque como ex diputado e integrante de la LXI Legislatura local del Congreso del Estado de Tlaxcala, que fue calificada como la más corrupta e improductiva del país, además cayó en los excesos al dejar más de 40 basificados entre hijos, tíos, primos, sobrinos y diversos familiares.

El ex diputado del partido Nueva Alianza (PANAL) decidió que su plaza fuera para su familiar, Emilia Zainos Hernández.

Durante los 11 meses que está al frente de la administración de Tepeyanco dicen los enterados que la corrupción es parte de las políticas públicas puestas en marcha en este lapso.

Afirman que uno de los ejemplos de lo anterior fue la denuncia que puso en contra su ex tesorera Erika Alvarado ante el Órgano de Fiscalización Superior (OFS) del Congreso local y a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), por amenazas, malversación de los recursos, nepotismo y difamación.

Además de existir aviadores, así como familiares del alcalde insertados en la nómina lo cual le costó el cargo por negarse en convertirse en cómplice y por no pagarles sin trabajar.

Resulta obvio que en este caso, no es lo mismo estar sentado en un curul despachándose con la cuchara grande y levantando el dedo que enfrentar las demandas de la sociedad de Tepeyanco que busca tranquilidad, paz y obra social, pero más que todo seguridad.

Quizás el alcalde Zainos se haya convertido en el candidato a obtener el premio “Principio de Peter”, es porque ha adoptado poses del clásico político de oposición.

Es decir, habla más de lo que actúa. Empieza a consumirlo la demagogia. Todo indica que tiene como prioridad el aparecer y dejar a un lado el ser. Ha dejado atrás las razones por las cuales llegó al cargo que ostenta. Pero, más aún, olvida que el puesto no hace al político. Que el político es quien hace al puesto.

Zainos como jefe del gobierno de Tepeyanco debe tener conocimiento que el principio de Peter es la espada de Damocles que generalmente cae sobre los ingenuos y/o los incapaces.

hady_garcia@hotmail.com
f/
t/ @